Tránsitos Astrológicos

El Equinoccio de Otoño

La energía del Equinoccio de Otoño de este año es muy fuerte. 

Comienza la época en la que la Tierra se coloca en el hemisferio norte en una posición en la que nuestra estrella parece alejarse. Lentamente el Sol va a morir, pasando a través de atardeceres de maravillosos colores naranja/violeta, como para dejar atrás informaciones que perduren en el tiempo, hasta su regreso primaveral. Así comienza la Temporada de la Introspección, que pone a muchos en contacto con la melancolía y la tristeza….. es el momento de estar con lo que hay, de darse cuenta cuál es la naturaleza del tejido interior madurado bajo la luz del verano. 

Puesto que el 2019 fue un verano muy intenso desde el punto de vista emocional, concluyendo hace poco con el Plenilunio en Piscis, las reflexiones otoñales serán seguramente interesantes.

El 23 de septiembre de 2019 a las 09,50 el Sol entra a 0° Libra. Esto marca el Equinoccio. En ese momento la Luna se encuentra a 15° Cáncer y Saturno a 13° Capricornio, por lo tanto opuestos: Calor y Frío, Sentido de Pertenencia y Soledad, o bien relaciones de dependencia y sentido de autonomía, según dónde nos encontremos. Están unidos a los Nodos Lunares Norte y Sur, el viaje del alma. Así el Equinoccio abre a una profunda elaboración de las modalidades con las que nos relacionamos en pareja, llevándonos hasta las raíces de nuestras relaciones, es decir ..obviamente y cómo siempre… con la madre. El punto de origen es siempre aquel. Puesto que se trata del viaje del alma, lo que se mueva irá a tocar profundas memorias celulares. No sólo eso. Al igual que en el 2018, el Sol a 00° Libra será opuesto a Quirón a 03° Aries, que evoca interiormente otro tema a menudo delicado, la relación con el padre. Si esta relación no está en equilibrio, muchos humanos están marcados por una fuerte falta de reconocimiento, y recorren el mundo largo y ancho pidiendo ser vistos, casi siempre de manera inconsciente.

Tanto la primera oposición Saturno/Luna como la Sol/Quirón, además de una eventual, y me atrevo a decir natural, sensación de desconcierto inicial, abren a un interesante axioma …si uno se siente arrastrado por dos lados aparentemente opuestos, el único camino es estar en el centro, observando la información de ambas partes, sintiendo dónde resuenan en el cuerpo y qué emociones activan, a qué experiencia nos conducen. Nada se debe evitar en la existencia, estamos aquí para vivir una vida emocionalmente rica, pero posiblemente en conciencia.

Se trata de una frecuencia de gran integridad, que no hace descuentos y trae a la superficie lo que hay, golpeándonos en la cara. 

Por lo tanto, es importante auto-disciplinarse y asumir la responsabilidad…. no puede ser de otra manera en los tres años de Saturno en Capricornio. Otra pieza interesante se está realizando. Estar dentro de la conciencia puede ser iluminador.

Previous Post
septiembre 23, 2019
Next Post
septiembre 23, 2019

No Comments

Leave a Reply